¿Cómo será el baño del futuro?

¿Cómo será el baño del futuro?

En este punto podemos imaginar muebles, botiquines, vanitorys y bachas intercambiables. También podemos pensar sistemas de repisar encastrables y accesorios fácilmente reemplazables. Tengamos en cuenta que si bien el espacio de las grandes ciudades es muy pequeño comparado con el resto del planeta, las concentraciones humanas urbanas aumentan inconmensurablemente obligando a la construcción permanente de edificios de espacios cada vez más reducidos. En este contexto un baño flexible y adaptable podría ser de sumo valor para muchos habitantes de departamentos pequeños. Ni hablar si vinculamos este concepto al de “baño integrado” que no es más que la unión inteligente, elegante y correctamente resuelta del baño (sobretodo del área de aseo) a otro ambiente de la casa como forma de optimizar y ganar nuevos espacios. Este tipo de avances los podemos ver en el programa 2nd floor de Duravit.

Otro de los puntos involucrados en la original encuesta es el de la ecología o neo-ecología, que implica nivelesmayores de concientización de la importancia de reducir la “huella ecológica” que dejamos a nivel individual en nuestro paso por el planeta. La huella ecológica hace alusión a todo el impacto ambiental ocasionado por nuestras acciones o productos que consumimos, de esta forma, un baño que optimice su funcionamiento reduciendo las emisiones y consumiendo la menor energía posible nos estaría ayudando en sobremanera a ser individuos “menos nocivos” para el medio ambiente.

A nivel salud en la encuesta ya se descarta un baño higiénico, con zócalos, materiales y revestimientos antibacteriales. Podemos considerar además ciclos automáticos de aseo con programas inteligentesque ejecuten descargas de agua y desinfectantes, ya sea por un timer o por un medidor de agentes bacteriales. De todas maneras, la preocupación en la salud avanza hasta nuevas rigurosidades poco exigibles a un sanitario promedio de nuestros días: programas de fitness, mediciones de índices corporales, mediciones de índices vitales y hasta computadores que nos den los consejos suficientes para mejorar cualquier desviación de la media esperable de los resultados.

El último concepto de los elegidos en la encuesta es el de Sefness, donde los individuos que se hallan sumergidos en un mundo cada vez más demandante y exigente reclaman un espacio que les pueda ser propio y que se encuentre dedicado a la introspección personal. En estos ambientes reina la paz individual, donde los elementos reparadores como las fragancias, objetos de decoración agradables, música funcional, temperaturas y humedades correctas, pueden ayudarnos a establecer una pausa entre el exterior y el interior. Es inevitable imaginar una tina con agua, sales y espuma, con pequeños chorros de agua masajeando nuestros pies, escuchando una alegre y relajada melodía vivaldiana sonando de fondo, luego de habernos despojado de nuestra pesada y transpirada ropa de trabajo. Si bien todas estas ideas son bastantes cotidianas en la actualidad, podemos extrapolar ciertas mejoras técnicas para las próximas décadas, donde (retomando otra vez el concepto de casa inteligente) a determinada hora el baño puede esperarnos con el agua cargada a temperatura correcta y la música sonando alegremente a nuestro regreso.

Para finalizar con nuestra nota podemos repasar muy brevemente las ideas inherentes a otros puntos de vista. Claramente los científicos e ingenieros van a seguir desarrollando herramientas y mejoras sustanciales a nuestros baños, desde la completa automatización e interminable consumación de la comodidad máxima hasta su potencial esterilización total. Sin embargo, son los empresarios los que irán con el tiempo trasladando algunas de dichas innovaciones a la sociedad, encontrando procesos y métodos eficientes que equiparen la potencial oferta (de precios quizás muy elevados) con una demanda limitada (de precios finitos, al menos para gran parte de la sociedad). De todas formas no podemos dejar de mencionar que el baño del futuro puede estar dictaminado por necesidades económicas, sociales, políticas y hasta ambientales. A nivel social y político planes de casas pre definidas como el vigente plan Procrear pueden determinar un determinado modelo de baño para cientos de miles de personas. A nivel ambiental y regional, podemos tomar el ejemplo de algunos sectores de importantes países europeos que actualmente se encuentran limitados por la escasez de agua.

¡El mundo del baño es vastísimo, prontamente seguiremos escribiendo!

Compartir esta nota